Emprendimiento social. Soluciones para el futuro

Opinión de Ricardo Phillips, Operating Partner Linzor Capital & CEO de Universidad Insurgentes

El impacto del cambio climático, la inflación, la crisis económica, las guerras, la inseguridad e infinidad de problemas sociales ha sido brutal tanto en México como en el mundo.

Es aquí, en el presente, en donde como universidades tenemos la responsabilidad de concientizar a nuestros alumnos sobre su capacidad de generar acciones y cambios que se transformen en un bien común para toda la humanidad.

Los jóvenes enfrentan planes de vida frustrados, ansiedaddepresión, por eso necesitamos acompañarlos y sensibilizarlos para que encuentren un propósito que impacte y ayude a los demás, sacar del concepto impuesto de “voy a ser el millonario del mundo” a alguien que busca un desarrollo profesional, pero también una misión como agente de cambio.

Es muy importante dejar claras las posibilidades que abre el emprendimiento social, por ello, hace días, tuve una charla muy interesante con Jairo Ruiz, doctor en Negocios y Gestión de Empresas y Universidades por la Universidad de Cantabria, cuenta con más de 20 años dedicado al emprendimiento e innovación social y como profesor e investigador del área de Emprendimiento del Tecnológico de Monterrey.

En esta plática, Jairo explicaba que el emprendimiento social es aquel en el que se pone al centro la generación de soluciones a problemas sociales, culturales y ambientales, pero que además provee un beneficio económico para la empresa.

De ahí la importancia de su existencia, porque genera cambios que ayudan al mundo entero a estar bien y a progresar.

Por otro lado, una empresa tradicional es la que genera utilidades y quizás, algo de lo que le sobre, lo destine a la parte social o ambiental, pero no es su propósito fundamental.

El emprendimiento social debe ser acompañado de un modelo de negocio que lo haga sostenible, con lo que pueda tener un impacto mayor y una escalabilidad para que, no solo se quede en un modelo muy local, sino que crezca y deje de depender de un factor filantrópico y de donaciones.

Universidades como Harvard empezaron a impulsar este tema desde los años 90 y hoy en día, en pospandemia, con una sociedad mucho más proactiva, llena de jóvenes en busca de un propósito; podría ser el momento ideal para que el emprendimiento social aflore, estableciéndolo desde la educación.

En la Universidad Insurgentes tenemos muy claro que el emprendimiento social inspira para conocer historias de personas que han dedicado su vida a crear soluciones a problemas sociales y ambientales, por lo que buscamos que nuestros 25 mil alumnos puedan hallar en el emprendimiento social, una misión de vida.

Estamos comprometidos en abordar de manera decidida estos temas que son fundamentales para el mundo, pero ¿qué han hecho o podrían hacer las universidades para que el emprendimiento social sea más común?

Jairo lo establece muy claro:

  • Que cada vez se incorpore más en las actividades estudiantiles, no nada más académicas, pues el emprendimiento social no solo corresponde al área de negocios.
  • Impulsar a aquellos proyectos que nacen en el aula y que pueden tener un impacto real en la sociedad.

Nos sentimos muy orgullosos, porque en la Universidad Insurgentes, a través de ADN UIN 2030, trabajaremos con fundación Ashoka y con la gran experiencia de Jairo para crear un programa integral de educación en emprendimiento social, porque creemos que primero hay que educar y después incubar.

Impulsamos iniciativas que están alineadas con los Objetivos de Desarrollo Sustentable de las Naciones Unidas, donde claramente tenemos el compromiso para llegar, educar y transformar a nuestra comunidad en cuatro temas: Equidad de Género, Cuidado del Medio, Innovación y Emprendimiento Social.

Nuestro objetivo es que nuestros alumnos tengan competencias para el futuro, porque si no tenemos la capacitación para tener un propósito o misión de vida, no seremos capaces de generar los cambios que necesitamos actualmente para la humanidad, desde el emprendimiento social.

Fuente Original: GU – EL UNIVERSAL

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Cesta de compras